.

  1. Sólo utilizamos ingredientes de adecuada afinidad con la piel, con fórmulas basadas en la selección y combinación de extractos naturales de plantas. La salud de la piel de nuestros hijos depende de las sustancias que le aplicamos.
  2. Eliminamos de nuestra formulación todos los ingredientes superfluos que no son necesarios para cuidar la piel.
  3. El sistema conservante es el mínimo necesario para garantizar la calidad del producto.
  4. Nuestros productos se han sometido a reiterados controles y evaluaciones por parte de expertos dermatólogos y pediatras. Testados en voluntarios con piel sensible y atópica, pudiéndose confirmar su Alta Tolerancia y Probada Eficacia.
  5. Contamos con la certificación y confianza de la prestigiosa Clínica Dermatológica de Moragas, referente del sector y especialistas en estética, dermatología clínica general, dermatología oncológica y dermatología tropical.
  1. Hemos querido utilizar fragancia que ha sido minuciosamente seleccionada por su ausencia de alérgenos y delicado aroma. Los primeros recuerdos olfativos de la infancia ocupan un lugar privilegiado en el cerebro. ¿Quién no ha sentido alguna vez que un olor de la niñez le ha transportado a un recuerdo agradable del pasado?
  2. El envasado lo realizamos con botellas de HDPE, vidrio y cartón que no desprenden toxinas y se reciclan con facilidad. Su sistema dosificador protege su contenido de cualquier contaminación con el contacto de los dedos, facilitando al mismo tiempo su aplicación.
  3. Calidad que funciona bajo la nueva reglamentación (CE) nº 1223/2009 del Parlamento y Consejo Europeo sobre los productos cosméticos.
  4. Nuestros laboratorios están certificados con la norma ISO 9001:2008 en la Fabricación de Productos Cosméticos y con la norma ISO 22716:2007 Guía de Buenas Prácticas de Fabricación de Productos Cosméticos.
  5. Formulada con la naturaleza y fabricada en España con mucho Amor.

Apostamos por utilizar una cuidadosa selección de ingredientes botánicos, saludables y  libres de sustancias tóxicas o cuestionables.

Cosmética ha sido testada en personas voluntarias, no en animales. Sólo aceptamos el tratamiento ético de los animales y somos empresa certificada Cruelty Free por la comprometida asociación PETA.

Cuidamos al máximo que la producción y fabricación de nuestros productos sea lo más respetuosa posible con el medioambiente. Por ello, también somos empresa adherida de EcoEmbes y colaboramos con el cuidado del medio ambiente en el reciclaje de todos nuestros envases.

En Carelia nos gusta informar al máximo y con total transparencia de la composición de nuestros productos.
El etiquetado (INGREDIENTS - INCI International Nomenclature of Cosmetic Ingredients) muestra todas las sustancias del producto, sin enmascararlas a fin de aportar seguridad, tal y como hacemos en Carelia en todas las etiquetas de nuestros productos.